Breaking News

Agua: Compromiso oficial revive proyecto Cachimayu

CACHIMAYU. El proyecto, gestado en la Universidad Andina en la gestión de Julio Garrett, pretende aprovechar el río.

Luego de más de una década de su concepción, el Gobierno nacional, según autoridades locales, comprometió recursos, para la actualización del proyecto Cachimayu, y para su posterior ejecución, que consiste en la construcción de una represa. Mientras corre la actualización del estudio, que reactivará el proyecto como una solución a largo plazo, los planes de emergencia para la dotación de agua continuarán en la ciudad.

En los dos últimos meses, Sucre vivió su segunda crisis de desabastecimiento de agua potable del año, esta vez atribuida a la sequía; las zonas altas y los distritos municipales 2 y 5 fueron los más golpeados, cuyos vecinos demandaron soluciones y criticaron con dureza la gestión del conflicto.

Ayer, los reclamos seguían en radios y redes sociales porque la dotación de agua por cañería aún no se había normalizado en varias zonas, pese a las últimas lluvias.

OFERTAS A LARGO PLAZO

El lunes y en medio de reclamos, sobre todo en la ciudad de La Paz, el presidente Evo Morales declaró emergencia nacional por la sequía que afecta a varios departamentos del país y decidió conformar equipos de trabajo para enfrentar la crisis del agua.

En esa línea, Morales se comprometió a ejecutar proyectos millonarios en Sucre para mitigar la escasez del agua, aseguraron las principales autoridades de Sucre y Chuquisaca tras una reunión con la autoridad.

Ese día, se conoció el compromiso de reimpulsar los proyectos Sucre III, que toma agua del actual canal de abastecimiento, Ravelo, y Cachimayu, aunque sin mayores detalles sobre este último. Ayer, ya en la Capital, el alcalde de Sucre, Iván Arciénega, y el gobernador de Chuquisaca, Esteban Urquizu, en conferencia de prensa, oficializaron que el Gobierno financiará la construcción de Cachimayu. Antes, el Ministerio de Medioambiente y Agua realizará una actualización para conocer el costo que tendrá.

El proyecto Cachimayu fue agendado en 2005 por la entonces Prefectura, durante la gestión de Savina Cuéllar, que recuperó una iniciativa de la Universidad Andina Simón Bolívar, dirigida por el ex rector Julio Garrett, y la Fundación Mariscal Sucre. Con el paso del tiempo, el estudio se desactualizó, con la variación de los precios unitarios. En 2014, el presidente Evo Morales durante su campaña para las elecciones nacionales ofertó como uno de sus grandes proyectos ejecutar la presa de Cachimayu.

En 2015, el gobernador Urquizu proyectó la actualización, que no se ejecutó por falta de recursos.

Ayer, Arciénega recordó que el proyecto Cachimayu tiene cuatro propósitos: abastecer de agua a Sucre en las próximas décadas; riego regulado de más de 5.000 hectáreas río abajo; las mismas, manejadas eficientemente cambiarán la matriz económica que ahora está supeditada a FANCESA, la Universidad y el turismo.

Además, en la presa se implementará el proyecto hidroeléctrico que generará 17 megavatios, capacidad de energía eléctrica suficiente para cubrir la demanda en Sucre, energía con la cual podrá impulsar el bombeo de agua hacia la planta potabilizadora.

OTRA REPRESA

Además del anuncio de Cachimayu, las autoridades aseguraron que también se retomará la represa en el poblado de Tumpeca, que no tiene un estudio a diseño final.

Hace varios años, se planificó la construcción de una represa en el poblado del mismo nombre, aguas que también incrementarían el caudal del canal Ravelo y un proyecto hidroeléctrico.

El Primer Mandatario decidió financiar el proyecto a diseño final para saber el costo del proyecto y confirmar su factibilidad. “Hay el compromiso del Presidente, si es viable el Gobierno financiará su construcción”, acotó Arciénega.

SUCRE III SIN FECHA

Dentro de los anuncios para solucionar la crisis del agua a largo plazo están el proyecto Sucre III que no tiene fecha de inicio.

El burgomaestre explicó que tienen “autorización” para anunciar el financiamiento de la primera fase de este proyecto garantizado y asumido por el Gobierno con financiamiento alemán.

Los componentes del Sucre III, en su primera fase son el trasvase de la cuenca Ravelo hacia Sucre y la impulsión por túneles.Su segunda fase,consistente en la construcción de ductos para llegar a la planta potabilizadora, queda pendiente.

La primera fase tiene un costo de $us 20 millones. En esta etapa también se realizará el estudio a diseño final.

La segunda tendrá un costo de $us 10 millones, de los cuales se garantizó el crédito de $us 6 millones de la cooperación alemana, faltando $us 4 millones que aún no tiene ente financiador.

La firma del convenio entre el Gobierno y la cooperación alemana no tiene fecha, por lo tanto no hay certeza respecto al inicio.

PROYECTOS A CORTO PLAZO

Según el informe de ELAPAS, los tanques y la red de agua en Sucre retornan a la normalidad tras las lluvias, y en los siguientes días la dotación del líquido será mediante cañería a los lugares donde se dotaba de esta forma, mientras que a las zonas altas se continuará dotando por cisternas.

A mediano plazo, en cumplimiento al plan de contingencia, está agendada la compra de carros y chatas de cisternas, aljibes de 200 mil litros, construcción de un megatanque en la vertiente de El Guereo, bombas industriales y generadores de electricidad trifásicos portátiles.

Fuente: http://correodelsur.com/

No hay comentarios